¡No te pierdas nada!

Recibe los últimos post y contenido exclusivo en tu correo. Nada de spam. Prometido.

El ejercicio en la dieta paleo

Hoy en día realizamos mucha menos actividad física que antes porque la tecnología ha facilitado nuestras vidas: usamos el coche para ir a la oficina, pasamos horas sentados frente a un escritorio, descansamos mirando la tele y nos ayudamos de máquinas para realizar labores manuales. Este camino nos ha llevado a una vida sedentaria en la que moverse menos es cotidiano. Así como los productos refinados y los cereales se han vuelto socialmente aceptados como alimentos buenos, el sedentarismo también.

Al igual que la alimentación, el ejercicio en la dieta paleo se fundamenta sobre el mismo principio: incorporar a nuestras vidas actuales la alimentación y el estilo de vida de nuestros antepasados cazadores-recolectores. Esto significa que la actividad física en la dieta paleo propone movernos más y de manera más natural. No se trata de levantarnos 30 minutos antes para correr en el gimnasio sino de lograr que el ejercicio y la alimentación en nuestras vidas sea tácito, lo lógico a nuestra naturaleza.

El ejercicio prepara el cuerpo para afrontar las necesidades físicas de nuestro entorno y sus beneficios son públicos, notorios y constantemente recalcados, entre ellos:

  • El ejercicio tiene propiedades anti-inflamatorias a largo plazo y por esta razón disminuye la probabilidad de padecer enfermedades cardiovasculares, cáncer, diabetes tipo 2 y artritis reumatoide.
  • Promueve una flora intestinal – bacterias que viven en el intestino – saludable y estos microbios juegan un rol importante en nuestra salud y en la prevención de enfermedades.
  • Mantiene estables los niveles de cortisol, la hormona del estrés.
  • Mejora el estado de ánimo porque durante el ejercicio se liberan sustancias químicas que nos hacen sentir mejor, como la dopamina y la serotonina.
  • Mejora los hábitos del descanso y promueve un sueño reparador.
  • Promueve la salud del cerebro mejorando la memoria y la capacidad cognitiva.

El ejercicio en la dieta paleo se enfoca en los movimientos naturales para los que nuestro cuerpo está diseñado. Cosas tan elementales como caminar, correr al aire libre, saltar o breves entrenamientos de fuerza son algunos ejercicios que estimulan toda la musculatura de nuestro cuerpo. Se busca disminuir la practica de largas sesiones de cardio y reemplazarlas por una actividad que dé fuerza y energía y no cansancio y dolor.

Algunos ejercicios recomendados son:

  • Sprinting‘ o correr velozmente: correr como una ráfaga y, a menos que tengamos una lesión previa, todos estamos diseñados para hacer ‘sprints’. Desarrolla la capacidad anaeróbica y aeróbica al mismo tiempo, es decir, construye músculo y quema grasa a la vez.
  • Entrenamiento HIIT: sus siglas en inglés significan entrenamiento de intervalos de alta intensidad (High Intensity Interval Training) y se caracterizan por realizarse muy rápidamente, con muy pocos segundos de descanso y en un periodo de tiempo no superior a 25 minutos.
  • Levantar peso: desarrollar nuestra masa muscular es vital y saludable utilizando nuestro propio peso para fortalecernos.

La dieta paleo nos ayuda a escuchar a nuestro cuerpo. Si nos sentimos sin energía, debemos descansar. Si nos sentimos enérgicos, caminemos o corramos un poco más pero nunca le exijamos demasiado. El ejercicio debe ser flexible y adaptable a las necesidades individuales de cada uno y por esta razón debe ser, sobre todas las cosas, un apoyo para nuestra salud, no una actividad que domine nuestras vidas.

Autor del post
Niklas Gustafson

Comentarios

2 Comentarios
  1. posted by
    Anna
    Ene 24, 2017 Reply

    Hola Niklas, qué interesante tu blog. En este momento estoy haciendo dieta paleo pero no sé qué tipo de ejercicios realizar. La verdad es que me aburre bastante ir al gimnasio y hacer ejercicio con pesas y por una lesión en la espalda no me recomiendan hacer crossfit. En tú opinión, será que el pilates entonces es una buena opción para complementar la dieta?

    • Niklas Gustafson
      posted by
      Niklas Gustafson
      Ene 24, 2017 Reply

      ¡Hola, Ana! En mi blog puedes encontrar los deportes que yo practico. El último post que subí sobre eso fue el de esquí de travesía, que me encanta. De todas formas yo creo que lo más importante es que disfrutes haciendo lo que hagas porque si no lo haces, acabas sin motivación y no sirve de nada. Prueba con pilates y como te he dicho, intenta disfrutarlo. ¡Ya me cuentas qué tal!

Déjame un comentario y charlamos

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

sígueme en Instagram